abril 12, 2021

Los Rockies solo ganaron un juego en la serie contra Dodgers (1-3)

Los Rockies solo ganaron un juego en la serie contra Dodgers (1-3)

LOS CASCABELES DE ARIZONA JUGARÁN TRES PARTIDOS EN COORS FIELD

Por Abel Flores @amantesdeldeporte2020 

No le tocó un rival nada fácil a los Rockies de Colorado en la primera serie a cuatro juegos de la temporada de las Grandes Ligas en 2021. Los rocosos finalizaron la primera serie contra los Dodgers de Los Ángeles con una victoria y tres derrotas. A pesar de jugar en casa, el Coors Field de Denver, y de ganar el primer juego en el Opening Day, los Rockies culminaron la serie perdiendo tres partidos seguidos.

Un Opening Day Heroico: Rockies 8-5 Dodgers

El jueves 1 de abril de 2021 los Rockies abrieron en su estadio oficialmente la campaña 117 de la MLB, lo cual no ocurría en el Coors Field desde 2011. Además fue el primer partido de los Rockies con público desde 2019 ya que en el estadio se dieron cita hasta 21 mil personas, un 40% aproximadamente de la capacidad de las instalaciones.

En ese primer partido los Rockies le jugaron de tú a tú a los actuales campeones de la Serie Mundial. El abridor púrpura fue el venezolano Germán Márquez, quien ganó su primer partido de la zafra y hasta el momento es el único lanzador de los rocosos con una victoria.

En ese encuentro del debut el 2B Chris Owings, quien también juega de jardinero en Colorado, fue el hombre del partido con 3 impulsadas y jugadas claves en el cuadro. Los Rockies jugaron un partido agresivo y sorprendieron a unos Dodgers que no tuvieron la mejor versión de su mejor pitcher, el lanzador estelar Clayton Kershaw quien culminó 5 entradas y dos tercios permitiendo 10 imparables y 5 carreras.

La revancha azul: Rockies 11-6 Dodgers

En el segundo partido de la serie, el viernes 2 de abril, se enfrentaron dos lanzadores derechos: por los locales el venezolano Antonio Senzatela y por los Dodgers el estadounidense Trevor Bauer, uno de los mejores pagados de Las Mayores. El criollo no tuvo un buen debut, permitió 4 carreras en los dos primeros innings y solo lanzó 3 entradas y un tercio. Pero por el bando visitante Bauer lanzó un juego sin hits ni carreras hasta la 7ma entrada.

La respuesta de los Rockies llegó justamente en el inning 7 cuando Trevor perdió el control del partido y tuvo que ser relevado por David Price. En esa entrada los Rockies anotaron 6 carreras, pero terminaron perdiendo por 5 “rayitas” de diferencia.

El partido más parejo de la serie: Rockies 5-6 Dodgers

El tercer juego de esta llave fue el más igualado. El sábado 3 de abril se buscaba conocer cuál equipo desempataba. Por Colorado abrió el lanzador Jon Gray quien lanzó 5 entradas permitiendo solo 1 carrera, fue una actuación decente para el tercero de la rotación coloradina. Sin embargo, el bullpen morado no estuvo a la altura y los Dodgers terminaron ganando el encuentro por una carrera de diferencia y con la primera victoria de uno de los mejores lanzadores de la MLB: el estadounidense Walker Buehler.

Un domingo sin resurrección: Rockies 2-4 Dodgers

El domingo de resurrección, como se conoce la festividad cristiana celebrada el domingo 4 de abril, los rocosos y angelinos jugaron el cuarto y último juego de esta serie. Los Rockies esperaban “resucitar” empatando la llave a 2-2, pero los Dodgers ganaron su tercer juego consecutivo y se llevaron la serie 1-3.

El lanzador del partido fue el mexicano de los Dodgers, el zurdo Julio Urias, quien pitcheó 7 entradas donde solo le hicieron una carrera al “Culichi”. Para los rocosos fue la oportunidad de vestir por primera vez la camiseta púrpura del zurdo estadounidense Austin Gomber, quien fue uno de los jugadores traspasados desde los Cardenales de St Louis por Arenado. Gomber solo lanzó 3 innings, pero permitió 3 carreras en la primera entrada.

Lo mejor y peor de los Rockies

Esta serie dejó entrever que Colorado tiene potencial para ganarle a cualquiera y si juegan con ganas, dando el todo por el todo como si no hubiera un mañana, los Rockies pueden sorprender y competir.

Lo negativo para los Rockies es que jugarán 15 partidos más contra los Dodgers y eso es un dolor de cabeza, sumado a los 19 juegos que también tienen que jugar por calendario de la División Oeste de la Liga Nacional contra los Padres de San Diego, que se armaron hasta los dientes. Si bien es cierto los rocosos pueden dar la batalla, el gran problema es que tienen que jugar partidos perfectos, sin errores, y esto en béisbol es prácticamente imposible. En otras palabras, los Rockies tienen que jugar cada inning como si no hubiera un mañana para poder competir. Es un equipo que le falta talento y para equiparar la competencia tienen que ponerle más ganas que el rival. El bullpen seguirá siendo el dolor de cabeza del manager Bud Black en 2021, quien por cierto en su carrera como jugador fue pitcher.

Lo que viene: Rockies-Cascabeles

Los Rockies seguirán jugando en casa. Desde el martes 6 hasta el jueves 8 de abril se juega la serie de tres partidos en el Coors Field contra los Cascabeles de Arizona, un equipo que es más igualado con los Rockies y donde los locales deberían sumar victorias y llevarse la llave.


También te puede interesar:

Son cinco los sudamericanos en los Rapids

Aaron Gordon se creció contra su ex equipo

Los Avalanche barrieron en la serie contra St. Louis Blues