febrero 26, 2024

¿Regresará a tiempo Taylor Swift desde Japón para ver el Super Bowl?

ERAS TOUR| Jóvenes japoneses esperan por Taylor Swift. (Foto/EFE)

JANOPESES ESPERAN POR LA CANTANTE NORTEAMERICANA.

Tokio/Agencia Efe

Taylor Swift reanuda su Eras Tour este miércoles, con un concierto en Tokio, el primero de su gira en 2024 y de cuatro que le esperan en la capital japonesa, que no pisaba desde hace más de 5 años, y ante las especulaciones sobre si podrá llegar a tiempo a la final de la Super Bowl el próximo domingo. La cantante estadounidense dará su primer concierto en Tokio este miércoles a las 18.00 hora local (9.00 GMT) en el mítico estadio Tokyo Dome.

Este estadio, el más grande de la capital japonesa y con capacidad para 55.000 personas, prevé un lleno absoluto para los cuatro días, mientras que los seguidores de la artista ya se congregaban esta mañana frente al mismo para hacer cola y comprar artículos promocionales del tour. Esta supone su primera visita a Japón en más de cinco años y la primera vez que una artista extranjera y mujer actúa en el Tokyo Dome durante cuatro días consecutivos, una muestra del fervor que despierta Swift en el país asiático.

Las entradas salieron a la venta el pasado junio a través de un sistema de lotería y con precios que oscilaban entre los 8.800 yenes (55 euros) para menores de 20 años, los 22.800 yenes (143 euros) para un asiento normal y los 122.800 yenes (771 euros) para un asiento VIP. A pesar de que la reventa de entradas es ilegal en Japón y se dificulta mucho la transferencia de las mismas, muchas webs se están llenando de ofertas estos días, en algunas ocasiones, por el doble o triple de su precio original.

Se estima que el impacto de las actuaciones en Tokio de Swift será de 34 billones de yenes (210 millones de euros), según estimaciones de Mitsumasa Etoh, de la Universidad de Tokio, que incluyen la venta de entradas, productos comerciales y costes de transporte, además de otros gastos indirectos. Por cada miembro de la audiencia, se estima un impacto económico de unos 150.000 yenes (942 euros).

Un concierto lleno de enigmas

Los seguidores de la cantante tienen la vista puesta en Tokio, ya que los conciertos, que terminarán el día 10, se encuentran pegados a la final de la Super Bowl, que se celebrará el domingo en Las Vegas a las 18.30 hora local (23.30 GMT) y donde participa su pareja, Travis Kelce, de los Kansas City Chiefs. Swift ha apoyado a Kelce en la mayoría de los partidos de la temporada y el deportista ha hecho lo propio con la cantante, acudiendo a varios de sus conciertos nacionales e internacionales, incluido uno en Buenos Aires.

Es tal el interés en la presencia de la artista, que el Embajada de Japón en Estados Unidos llegó a enviar un comunicado en el que aseguraba que, debido a la diferencia horaria, si Swift dejaba Tokio tras su último concierto, podría llegar a Las Vegas a tiempo para el partido. “A pesar del vuelo de doce horas y las 17 horas de diferencia horaria, la Embajada puede asegurar con confianza que si deja Tokio tras el concierto durante la noche, podrá llegar a Las Vegas confortablemente antes de que comience la Super Bowl”, publicaron en un comunicado el pasado viernes.

Otra de las incógnitas es quién será el telonero en sus conciertos de Tokio. Mientras que la cantante Sabrina Carpenter ha acompañado gran parte de su gira y ha sido confirmada ya para los conciertos previstos en Australia, todavía se desconoce quién saldrá hoy al escenario antes de que lo haga Swift.