julio 25, 2021

Firma Invitada – Otro año sin una solución para DREAMers

Another Year Without A Solution For DREAMers Like Me Otro año sin una solución para DREAMers como yo

Las opiniones, creencias y puntos de vista expresados por nuestros columnistas invitados no reflejan las opiniones, creencias y puntos de vista de esta publicación.

Marissa Molina / Colorado State Immigration Director – FWD.us

Click here to read the English version

No es fácil ser un inmigrante en el mundo actual. La retórica antiinmigrante en cualquier parte del país es ensordecedor y dañino. En el peor de las instancias, el sistema migratorio fallido puede ser usado como un arma y en su expresión más benigna resulta en una barrera casi insuperable. Sin embargo, esto no debe desvirtuar el hecho de que este es un país de inmigrantes y que nuestros aportes están presentes en todo.

Es por eso que para muchos DREAMers que llegaron al país siendo jóvenes, este martes será un día agridulce porque a la vez que se celebra el noveno aniversario de la creación del programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA, por sus siglas en inglés), es un recordatorio que aún siguen viviendo en la incertidumbre. 

Hace falta hacer mucho trabajo para que los DREAMers y sus familias puedan tener algo de estabilidad y paz mental. La Ley de Sueños y Promesas, aprobada en la Cámara de Representantes en marzo, y la Ley de Sueños esperando aprobación en el Senado son pasos en la dirección correcta. Muchas personas como Karen Nuñez se beneficiarían tremendamente de estos proyectos de ley.

Karen se graduó recientemente de MSU Denver con un título en bioquímica y aspira a ser profesora. Ella no califica para DACA, pero sí calificaría para la Ley de Sueños y Promesas. La diversidad en STEM ha sido una meta esencial de la comunidad científica por varios años y ahora hay una oportunidad para que una latina aporte a las ciencias, pero su estatus migratorio no se lo permite. 

Hay miles de DREAMers en Colorado y a través del país que se esforzado igual que Karen, como Adriana Montiel, una maestra de ciencias que trabaja con estudiantes bilingües avanzados y emerging, que también beneficiaria de DACA. Más de 200 mil beneficiarios de DACA en todo el país, incluyendo más de 4,300 en Colorado, han sido trabajadores esenciales durante la pandemia. 

Además de la riqueza cultural y comunitaria que los inmigrantes brindan al país, el beneficio económico de los beneficiarios de DACA ayuda a todos. Solamente en Colorado hay más de 14 mil beneficiarios de DACA. DREAMers como Lu aportan a nuestra economía pagando casi$43.9 millones en impuestos anuales estatales y locales. Después de nueve años el Congreso aún no ha logrado aprobar un proyecto de ley que brindaría una vía a la ciudadanía para los DREAMers a pesar de que existe un apoyo contundente y bipartidista por una solución.

 En estos momentos, las vidas de 700 mil en este país están en las manos de un juez en Texas: Andrew Hanen. La única manera de protegerlos a ellos, sus familias y las economías locales a las que han contribuido por años es aprobando un proyecto de ley que les permita una vía a la ciudadanía. No podemos descansar hasta que hayamos agotado todas las opciones y nuestra comunidad se sienta segura, de una vez y por todas.

Sé en mi corazón que este país está lleno de personas buenas y empáticas que nos apoyan y creen en nuestra causa. Le pido al Congreso que escuche el clamor de estas personas. Juntos podemos lograrlo. El próximo año lo único que anhelo es la celebración del primer aniversario del día en que los sueños de 700 mil personas se lograron. 


También te puede interesar:

Firma Invitada – Los retos del nuevo embajador de EEUU en México

Firma Invitada – El amarillo y el rojo del presidente

Firma Invitada – Deshacerse de la opción pública fue la decisión correcta